Reseña Histórica

Un grupo de estudiantes universitarios cristianos de tendencia evangélica, dentro del contexto revolucionario que vivía Nicaragua, formó en 1980 el movimiento estudiantil Hosanna. Varios de sus integrantes se graduaron y el 11 de noviembre de 1984, fundaron ACCION MEDICA CRISTIANA (AMC), mientras unos cumplían su servicio social y otros su servicio militar en batallones del Ejército Sandinista.

En 1987, AMC y el grupo Hosanna consolidan sus ideas de ayudar con sus conocimientos y prácticas en el área de salud en la Costa Caribe y a raíz del huracán Joan en 1988, AMC en conjunto con el Centro Intereclesial de Estudios Teológicos y Sociales (CIEETS), suscribe un convenio de colaboración con el Ministerio de Salud (MINSA), y en febrero de 1989, envían a cuatro médicos a igual número de comunidades de la costa caribe norte y sur nicaragüense.

A partir de 1990, AMC pone énfasis en la prevención y promoción de la salud comunitaria, organizando y capacitando a grupos de agentes de salud comunitarios para implementar los planes de salud; esfuerzo al que además se unieron comités de salud y directivas comunitarias. En este mismo periodo se inicia el proyecto AMC-Matagalpa.

Durante el periodo 1992 – 1995 se fortalece el sistema de salud comunitario, priorizando agentes de salud comunitaria e infraestructura local, a través de un plan de capacitación, intensificando actividades de educación y comunicación social; y se establecen los comités o comisiones comunitarias de salud, con el propósito de apoyar las acciones de salud para la población.

En 1998, el huracán Mitch golpea Centroamérica y AMC se integra a la respuesta de ayuda humanitaria, y se continúa trabajando con un enfoque de género, la promoción de los derechos de la niñez, la mujer y el empoderamiento comunitario. Estos elementos estratégicos se vuelven los ejes trazadores de todo el quehacer institucional, entre 1998 y 2003.

Entre el 2004-2006 AMC incidió a favor de la salud y la educación ante las autoridades regionales y municipales, promoviendo la salud como un derecho humano y apoyando la iniciativa del modelo de salud en la Región Autónoma de la Costa Caribe Sur (RACCS). Se consolidó una red de agentes comunitarios de salud, así como la red de Venta Social de Medicamentos y botiquines comunitarios. Promovimos acciones de prevención de violencia en las escuelas y seguridad alimentaria, y participamos en las consultas de formulación de leyes de interés público, especialmente en salud. En este periodo abrimos oficinas en Bilwi y Bluefields.

Del 2007 al 2009, iniciamos el enfoque de abordaje del VIH y el Sida, dimos respuesta a la emergencia provocada por el huracán Félix y la organización es reconocida por las agencias de ayuda humanitaria y desarrollo por su efectividad y por el uso transparente de los fondos.

Del 2010 al 2015 hemos ampliado nuestra cobertura con proyectos de preparación ante desastres a otras comunidades de la Costa Caribe, que incluye la protección de medios de vida y la integración a redes regionales e internacionales de prevención de desastres y respuesta humanitaria.

A la fecha, hemos contribuido en la disminución de la mortalidad materna e infantil, aumento de cobertura de infraestructura higiénica sanitaria, e infraestructura de salud y herramientas de trabajos y equipos, extensión de cobertura de servicios de salud y acceso a medicamentos esenciales. El aporte comunitario ha sido de 4,158 agentes de salud voluntarios, 32 emergencias atendidas, en 571 comunidades, 2,799 casas construidas y rehabilitadas, reubicación de 5 comunidades afectadas por fenómenos naturales, 190 comunidades de 8 municipios de la Costa Caribe han fortalecido sus capacidades y cuentan con planes de respuesta, 26,980 personas beneficiadas en Seguridad Alimentaria y Nutricional, apoyamos a la población con 392,569 consultas médicas y odontológicas brindadas mediante brigadas médica móviles, así como 134,308 visitas domiciliares de seguimiento.